sábado, agosto 07, 2010

EN PROSTEJOV SE EMPIEZA A GESTAR EL RECAMBIO


En los años de las vacas flacas de tenis chilenos, a principio de los noventa, tiempos en los que se jugó con Jamaica o Cuba en la Zona II Americana de Copa Davis, un joven Marcelo Ríos deslumbraba en circuito juvenil. Otro tanto harán años después la dupla de Fernando González y Nicolás Massú.

Bastó esperar unos años para que los frutos surgieran, entregando al tenis nacional un número uno del mundo, un bicampeonato mundial en Dusseldorf, y lo más importante, dos medallas de oro, una de plata y una de bronce en dos Juegos Olímpicos.

La esperanza que se sembró en años oscuros debe reeditarse hoy. Porque a pesar de estar en el Grupo Mundial de Copa Davis, el desgaste en la "generación dorada" es evidente, lo que no haría extrañar una baja de categoría para la próxima temporada.

Sin embargo, el título mundial obtenido por el equipo chileno sub 14 de tenis, viene a abrigar las esperanzas para que el ejemplo depostivo de Ríos, González y Massú sea reverdecido.

A no olvidar los nombres de Bastián Malla y Christian Garín, quienes derrotaron a Italia y se quedaron con el oro.

En el primer single, Garín derrotó a Filippo Baldi por 6-2 y 7-6 (2). En tanto, Malla cayó ante Gianluigi Quinzi por 1-6 y 3-6.

El dobles sería el match decisivo, que los nacionales resolvieron a su favor con parciales 6-1 y 6-3.
Así, Prostejov, ciudad de la República Checa, pasa a engrosar la lista de puntos de referencia para el deporte nacional, y dejar aún más refulgente el nombre del tenis chileno.

En buena hora, y que esta generación no se pierda en el camino.


Foto: ITF
Audio: Radio Cooperativa

No hay comentarios.: