miércoles, abril 16, 2008


LA COSA NO ES DAR ÓRDENES 

Se ha criticado hasta el cansancio el intervencionismo de Pinochet durante la dictadura en medios de comunicación, siendo una de las principales banderas de lucha de la Concertación durante 18 años.
Sin embargo, la velada presión que se hizo al Senado en la portada del diario La Nación el día de hoy, con el fin de influir en el desenlace de la acusación constitucional contra la ministra Yasna Provoste provoca vergüenza como ciudadano y como periodista.

No es posible que el gobierno de turno, elegido democráticamente haga uso de la prensa para dar recetas o adiestrar al poder legislativo sobre lo que debe o no hacer. Mal que mal, cada uno de los honorables sabe su rol en el hemiciclo.

Las primeras planas no son para hacer proselitismo velado, son para informar y dar a la opinión pública las herramientas para saber sobre la realidad nacional. La Nación es un medio del Estado y no el pasquín de la Concertación o de la presidencia. Para opinar están las columnas firmadas por su autor.

El gobierno da otro manotazo de ahogado por una crisis creciente ante la opinión pública. Mas aquello no sirve de excusa para publicar esta clase de "llamados al orden", justificando subrepticiamente errores evidentes de una secretaria de Estado en su quehacer.

Es de esperar que se trate de un hecho aislado y no una guerra que no le haría bien a nadie.
En prensa las cosas si tienen su orden.

2 comentarios:

Multifuncional dijo...

Hello. This post is likeable, and your blog is very interesting, congratulations :-). I will add in my blogroll =). If possible gives a last there on my blog, it is about the Impressora e Multifuncional, I hope you enjoy. The address is http://impressora-multifuncional.blogspot.com. A hug.

Tony Zapatito dijo...

La Nación es un diario al servicio del gobierno de turno, de eso no hay dudas. Seguramente tiene un estatuto de propiedad privada pero de alguna forma de las arreglan para ser subvencionados por el gobierno, de hecho nadie se pregunta cuántos ejemplares venden; seguramente muy pocos, pero la empresa se mantiene a flote gracias a "la buena voluntad" de La Moneda. Y si no reciben subvención, entonces, ¿qué pasó con diarios recientes como La Época y El Metropolitano?
Cada portada de La Nación es, en primer lugar, una loa al mal gusto gráfico... Segundo, se tratan de anteponer los intereses de la agenda concertacionista a cómo de lugar. Si es o no una forma válida que "irrumpe" la ética periodista creo que sí lo es, sería ingenuo pensar que el leit motiv es apolítico, desmarcado de la contingencia. Medios de estas características parasitarias existen en todo el mundo.

Sí, creo que es válido, aunque a mí no me gusta el tenor de su estilo. En el caso de la ministra hay que partir del principio. El sólo hecho de acusarla levantó una polvoreda que ha enfrentado a las élites; importante papel habrá jugado la autodenominada bancada independiente. Es como un acto de demostración de fuerza política, es como decir "aquí estamos nosotros para cortar cabezas". La destitución no encierra en ningún caso una importancia relevante, es sólo el efecto inmediato y la sensación en el "público votante". Provoste no está impedida de asumir algún ministerio a futuro, supongo. Si fuera por destituir, ¿por qué nadie ha destituido a un engendro como Sergio Bitar Chacra que se ha paseado por casi todas las áreas sin destacar en ninguna? ¿Por qué se tuvo que ir un Velasco y a un Viera-Gallo la derecha ni lo ha mencionado para atacarlo? ¿Por qué silenciosamente renunció el hijo de Lagos a sólo días de una cirugía mayor dentro del gabinete? ¿Cómo la gente no avisora que "debía irse" y no "ser solicitado a renunciar" porque el efecto mediático es más estigmatizante para el segundo de los casos? El blindaje mediático -seguramente alguien lo asesoró muy bien- fue impresionante: absolutamente nadie reparó en la coincidencia (ni siquiera un pasquín como The Clinic) y, en lugar de eso, ya se le estaban cubriendo la campaña incipiente desplegada para ser senador por la V región. Sí señores: un hijo de la gran puta como "el perro chico" Lagos Weber puede estar en el senado...
El mundo está loco, al parecer. Cada sociedad se retroalimenta de sus élites y "tiene lo que le corresponde". He ahí que no nos sorprendamos que estamos décadas dandos vueltas en un círculo y sin avanzar...

Finalmente traigo a colación un hecho reciente. Ricardo Lagos, el ex presidente, está afinando la puntería para volver al poder. Le dieron un honoris causa en una universidad de esas que nadie conoce, en fin, insistió que en Chile a partir del 2010 debería producirse cambios importantes para su desarrollo. El asunto es que él mismo dijo que quería que Chile ya fuese un país del primer mundo justamente por esas fechas, por lo que todo suena a "vamos a empezar una vez más y ver qué se puede hacer".

¡Viva Chile lindo, mierda!